lun. Sep 20th, 2021

David Casas

Pugnas internas, presunta entrega al PRI y hasta un connato de pleito entre diputadas, mantiene a la bancada de Morena en el Congreso de Nuevo León dividida, al grado de que la legisladora Claudia Tapia Castelo, dejará a su grupo en estos días.

“Esto no tiene que ver ni con el coordinador ni con mis compañeros, tiene que ver con la congruencia que tengo, la responsabilidad que tengo de representar a los ciudadanos”, afirma la diputada Tapia, quien ha mantenido un distanciamiento del coordinador de la bancada, el ex priista Ramiro González, quien la suplió a pocos días de haber iniciado la actual Legislatura en septiembre pasado.

La ex coordinadora manifestó su intención al coordinador Ramiro González, al considerar que no se sigue con la línea del Presidente López Obrador.

“El presidente tiene una bancada y fue votada para eso, a mí me preocupa mucho muchas de las votaciones que no han estado siendo congruentes con la cuarta transformación”, afirmó. 

A su vez, el coordinador Ramiro González sostiene que no hay una determinación oficial al respecto, pero adelanta que pudiera haber algún tipo de situación en los próximos días.

“No hay una postura oficial, hay que esperar el fin de semana, ella ha manifestado que el lunes va a emitir una postura y hay que esperar”.

“En todas las fracciones hay diferencias, pero en este caso nada que no se pueda solucionar”, exclama el coordinador de los diputados de Morena.

Por otro lado, en la sala de sesiones previas del PRI en el Congreso local, apenas el miércoles la diputada Claudia Tapia sostuvo un intercambio verbal con su compañera de bancada Celia Alonso Rodríguez.

 Como es obvio, los testigos (diputados y ayudantes) piden omitir su nombre y confirman extraoficialmente que en ese connato de pleito la legisladora Alonso intentó golpear a Tapia, pero intervinieron sus compañeros para calmar los ánimos.

Inclusive, en su Facebook, el activista Gay, Mario Rodríguez Platas, ligado a Claudia Tapia, publicó el problema entre las legisladoras morenistas.

“La Diputada Celia Alonso Rodríguez, integrante de Diputados Morena NL, ayer (miércoles)  intentó golpear de manera cobarde a la diputada Claudia Tapia Castelo mientras ambas se encontraban solas en la sala de juntas previas del PRI en la parte lateral del Salón de Sesiones del H. Congreso del Estado de Nuevo León.

La actitud de esta señora Alonso Rodríguez, contrasta con su actitud hipócrita de terminar siempre sus intervenciones con la frase “abrazos”.

Ella, la diputada Celia Alonso, es la clásica política que envuelve en piel de cordero su cuerpo de loba.

La diputada Celia Alonso, crítica mi actitud violenta cuando considero que se violan nuestros derechos y públicamente lo digo o me enfrento a quien nos ataca; ella, por el contrario, hace exactamente lo mismo… pero en privado, oculta como zorra acechando a su presa”, dice el activista quien ha recibido críticas y animadversión de parte de Alonso quien defiende el derecho a la vida.

De concretarse la renuncia de Tapia, el coordinador Ramiro González tendrá que explicar a la dirigencia el nuevo conflicto, luego de que el diputado Leal estuvo en proceso de ser expulsado por emitir comentarios homofóbicos, se informó en la sede del partido Morena.

Tapia insistió en que no concuerda con algunas de las decisiones que ha tomado la bancada, al votar, de una forma distinta a la que ella considera en temas como el derecho a la vida desde la concepción, entre otros.

“Estamos en pláticas el coordinador y yo, voy a sostener pláticas con otras personas dentro de mi partido, yo quiero dejar bien claro que no me voy a ir a ninguna otra bancada de otro partido, porque mi corazón está en la Cuarta Transformación, en Morena, y porque obviamente yo estoy alineada con el Presidente Andrés Manuel, el lunes voy a dar un posicionamiento con toda la información y el análisis que yo haga esta semana, en donde voy a anunciar mi determinación”, mencionó Tapia.

El coordinador Ramiro González, minimizó la situación, y dijo que esperará que pase el fin de semana.

En su destitución como coordinadora de la bancada en octubre pasado, Claudia Tapia, denunció que los ex priistas

Rafael Zarazúa y Carlos Suárez, miembros del CEN de Morena y ex priistas, prepararon el “golpe”. “Me duele muchísimo comunicarles que, efectivamente, hacia el interior de la bancada de Morena hay fracturas. Como se ha hecho público durante el fin de semana, dos operadores que se ostentan ser del CEN de Morena, ostentaron un golpe hacia el interior de la bancada, estos operadores son Rafael Zarazúa, del PRI, y Carlos Suárez, también ex priista. “Esta intentona fue organizada sin ningún respaldo institucional y además de la manera más agresiva, poco ética y sin ningún respeto hacia el tema legislativo. Tal parece que ser consecuente con la agenda de Andrés Manuel a algunos les ha calado y les caló bastante”, acusó.

Otra versión destacaban que la destitución de la coordinadora sería una represalia por haber votado en contra de acuerdos impulsados por el bloque mayoritario en el Congreso, que controla el PRI y Morena, como fue el permitir la reelección de los comisionados de la Comisión de Transparencia y Acceso a la Información del Estado de Nuevo León. También se señala la disputa por los nombramientos administrativos del Congreso del Estado, entre ellos el Tesorero y la Dirección de Comunicación Social, además del llamado fuego cruzado al interior.

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *