Al límite de su capacidad hospitalaria Florida y Texas

Por Rogelio Romero

McAllen, Texas.- Los estados de Florida y Texas se encuentran al límite de su capacidad hospitalaria debido al fuerte rebrote de coronavirus que continúan experimentando ambos entidades, cuyos gobernadores se resisten a implementar medidas que paren de nuevo la actividad comercial y ordene a la gente quedarse en casa.

En Texas según el reporte de las autoridades de salud, de un total de 69,000 camas disponibles han sido utilizadas ya 55,800 debido al incremento de pacientes internados por la pandemia de Covid-19.

Esto significa que aproximadamente un 81% de la capacidad hospitalaria está siendo utilizada para atender a pacientes graves.

Las autoridades de Houston y Fort Worth han expresado su preocupación por la falta de camas en centros médicos, mientras en el Valle de Texas 8 de 12 hospitales reportan saturación de pacientes internados.

Este pasado lunes el alcalde de Austin, Steve Adler solicitó al gobernador Gregg Abbott que otorgue poderes a las autoridades municipales  para tomar medidas más estrictas para frenar los contagios.

Addler señaló que está pensando en aplicar un toque de queda como última alternativa para evitar que la población siga concentrándose en lugares masivos, donde no sigue los protocolos de prevención establecidos.

Abbott advirtió la semana pasada en una entrevista que “el fin de semana del festivo  4 de julio  era la última oportunidad para los texanos de seguir los protocolos establecidos que permitan reducir los contagios y si esto no ocurría, se vería forzado a cerrar la economía estatal de nuevo”,

Ni la medida obligatoria de utilizar el cubre bocas implementada la semana pasada parece tener efecto alguno sobre los residentes de Texas, que siguen llegando a los hospitales con los síntomas de la enfermedad.

Los  expertos en salud señalaron que la saturación de playas por parte de personas que se registró el fin de semana que celebra la independencia, podría incidir en un número mayor de casos que se pueden presentar en las próximas 2 semanas.

DESACUERDO EN FLORIDA

Mientras el gobierno estatal de Florida se niega a incrementar las medidas restrictivas para frenar la ola de casos por Covid-19, el alcalde del condado de Miami-Dale, Carlos Gimenes ordenó a partir del miércoles 8 de julio el cierre de restaurantes, salones de baile, lugares para fiestas y alquiler, gimnasias y salones de belleza.

Los negocios de comida solo podrán tomar órdenes para llevar a partir del miércoles, señaló la autoridad.

Esto ante el fuerte brote de coronavirus que prevalece en la región y porque la capacidad de hospitalización en los unidades de terapia intensivas de los diferentes centros médicos se encuentra al 80% de ocupación.

Florida registró 6336 nuevos casos de coronavirus el lunes, lo que representó una leve mejoría ante la cifra record de 10 mil contagios diarios que se venía dando en los 2 ultimos días.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *