Colosio, pila de agua bendita


Por Salvador Hernández LANDEROS

La neta que Luis Donaldo Colosio Riojas se está pasando de tueste y tirando aceite de más, incluso, ya hasta lo comparan con una pila de agua bendita.

Un día sí y otro también le meten mano a su candidatura para la alcaldía de Monterrey y él, como si fuera la última cheve en un estadio, se deja querer.

En este su espacio de www.diariodigitalmx.com, el 15 de octubre, en un artículo titulado “Colosio a Monterrey”, les anticipamos un acuerdo del MC.

Ya pasaron tres meses y, supuestamente, aunque ya aceptó contender por la alcaldía regia, con suspenso aún deshoja la margarita sobre por cuál Partido.

Una cosa es que en columnas políticas lo mencionen como un candidato que será difícil vencer en la elección del 2021 y, otra, que él se lo crea.

El diputado inició el año con declaraciones sobre sus ideales proyectando ser un político, lo que hace suponer que tomó un curso intensivo sobre imagen

En Nuevo León hay personajes de peso y pesos detrás de él, quienes, por amistad con su padre, le asesoran su incipiente carrera, nada sobresaliente.

Como legislador no aportó nada relevante. No ha sido de trascendencia. Sólo le hizo segunda a Samuel García en exigir el desafuero contra el gobernador.

Sobre administración pública no tiene antecedentes. Monterrey no es cualquier ciudad. Salvo Sócrates Rizzo, ha sido tumba de todos los alcaldes.

Debe entender que eso de “hijo de tigre, pintito”, lo empequeñece. Además, le puede caer el estigma ese que dice que “segundas partes nunca son buenas”.

Debe poner los pies en la tierra o sobre un ladrillo. El nombre de Luis Donaldo Colosio le abrió puertas, pero al candidato a alcalde, los regios, nada le deben. 

chavalolanderos@yahoo.com.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *