dom. Jun 26th, 2022

Ramón Zurita Sahagún

¿QUÉ DEPARA EL FUTURO A AMLO?

Para gusto de algunos y desazón de otros, la semana pasada no fue buena para el Presidente López Obrador, tan no lo fue que algunos anticipan el inicio de su declive.
Previsor como ha sido desde hace mucho tiempo, el Ejecutivo federal no encontró la forma de paliar los efectos de un contundente golpe a su credibilidad proporcionado indirectamente por uno de sus más allegados, su hijo José Ramón, el mayor de sus vástagos.
Fiel a la petición de su padre, el mayor de sus hijos migró hacia el vecino país del norte, donde vive con su cónyuge y su propio hijo, el primer nieto del Presidente López Obrador.
Distante de su padre por varios factores familiares, José Ramón llevaba una vida de lujos, con cierta discreción, pero cometió el error más grande del sexenio, vivir en la casa de un alto ejecutivo de una petrolera, que al mismo tiempo es proveedor de PEMEX, con cuantiosos contratos.
Hasta hace poco nadie sabía de la existencia de la ahora llamada “casa gris”, aunque si se sabía que José Ramón vivía con su familia en la petrolera ciudad estadounidense.
Hasta ahí nada de qué alarmarse, pero las primeras señales de lo que venía fueron dada por el propio hijo del Presidente quien con su compañera de vida comenzaron a mostrar lo ostentoso de sus vidas, con viajes y vacaciones a sitios de esparcimiento de los más lujosos.
Fue entonces que se prendieron las luces de alarma. La pregunta rondó en la mente de muchos: cómo le hace el vástago presidencial para darse esos lujos todavía varios otorgaron el beneficio de la duda, ya que es sabido que su cónyuge es una mujer de negocios, con cierta fortuna.
Pero hete aquí que un grupo opositor a la política presidencial decidió escarbar un poco más y conocer la forma de vida del joven José Ramón y se soltó la bomba. El chico vive en medio de lujos y habitó durante cerca de dos años una casa señorial, espaciosa, con alberca de lujo, cine propio y una gran extensión. Dicha casa se supo es de un alto ejecutivo de una petrolera que, curiosamente recibió contratos de ampliación por parte de PEMEX durante el tiempo que habitó dicha mansión.
El reportaje conteniendo esos datos fue publicado y en lugar de que el propio hijo del Presidente saliera a aclarar las cosas, intervino el Ejecutivo federal, sin siquiera convocar a su hijo a que diera explicación sobre el tema, le entró con furia al asunto.
Pasaron muchos días para que Andrés Manuel López Obrador invitara a su hijo para que aclarara la situación (lo que no ha ocurrido), arguyendo que es independiente y mayor de edad y mientras en la misma semana abrió distintos frentes con la invitación a pausar la relación con España, aclarado que México dejó de ser tierra de conquista para los empresarios españoles, a los que señala de beneficiarse económicamente, mediante contubernios, en las tres últimas administraciones, sin que iniciara una investigación para sancionar a quienes lo hayan permitido.
Y es que en renglón diplomático no le ha ido bien al Presidente de México en las dos semanas recientes, ya que antes de convocar a pausar las relaciones con España, también sufrió un traspiés al ser negado el beneplácito para su propuesta de Embajador en Panamá, Pedro Salmerón y serle objetada su segunda designación, Jesusa Rodríguez.
Para colmo de males, ahora los peruanos reclaman la injerencia del gobierno mexicano en asuntos correspondientes a aquel país, con todo y que según AMLO fue el propio Presidente peruano, Pedro Castillo, quien solicitó la ayuda al gobierno mexicano.
Veremos cómo le viene la semana que inició al Ejecutivo mexicano, luego de que cometiera un error garrafal al dar a conocer los supuestos ingresos obtenido en 2021 por el periodista Carlos Loret de Mola.
La filtración de esos datos, verídicos o falsos, abrió un nuevo frente de batalla, cuyo círculo le será difícil cerrar al Ejecutivo mexicano, el que, incluso, podría enfrentar una denuncia por ese acto.
………………….
Sin importar la intempestiva presencia de sus siempre opositores de la CNTE, Elba Esther Gordillo contrajo matrimonio en Oaxaca, sin dejar que nada empañara su felicidad de casarse con su abogado…Nuevamente el senador Ricardo Monreal intenta poner tranquilidad en uno de los tantos temas torales, al llamar a la protección de la libertad de expresión, amenazada por los recientes niveles de violencia hacia los comunicadores.

Email: ramonzurita44@hotmail.com

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.