lun. Jun 27th, 2022

Walter Elizondo

Monterrey – El Bronco fue llevado a un hospital público por las autoridades penitenciarias, mientras su esposa Adalina Dávalos quedó esperando en el Doctors Hospital, un nosocomio privado que le había autorizado un Juez.

Dávalos tuvo que investigar acerca de la presencia de su marido y en el hospital privado al que llegó minutos después de las 10 de la mañana, siempre le dijeron que ahí no estaba.

Policías de Fuerza Civil lo trasladaron del Cereso 2 de Apodaca al Hospital Universitario, en donde ingresó a exámenes poco después de las 14:00 horas.

La esposa del exgobernador Jaime Rodríguez, fue notificada después del mediodía del domingo que su marido había sido trasladado al Hospital Universitario, por lo que debió moverse.

La acción molestó a la ex primera dama quien preguntaba en el hospital privado, antes de que le notificaran del cambio de nosocomio.

El Juez determinó que el ex gobernador quien está detenido desde el pasado 15 de marzo, fuera llevado a exámenes a un hospital privado, por lo que la defensa estudia las acciones legales a seguir ante esta situación de desacato y retrasarle la salida.

El ex gobernador según su esposa, presenta hemorragias de sangre y le bajó la hemoglobina.

Por otro lado, en un comunicado en redes sociales del ex gobernador, la defensa afirma que se encuentra grave y buscan que sea internado en un hospital privado de tercer nivel, de especialidades, ya que necesita internamiento y valoración médica.

Entre los exámenes médicos solicitados por la defensa se encuentran Laboratorios clínicos completos, Endoscopia superior, Colonoscopia, Gamagrama con eritrocitos marcados, Valoración de cardiología y Manejo médico por su equipo de cabecera, y se sugiere internamiento en el Doctors Hospital.

Mientras tanto, Víctor Oléa, del equipo de defensores, informó que presentará una denuncia por abuso de autoridad contra quien resulte responsable de obstaculizar la orden de un juez local para trasladar al ex gobernador a un hospital privado.
para su atención médica urgente.

La denuncia será en la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción, pues el Alcaide del Penal número 2 de Apodaca no ha acatado la orden judicial del Juez José Antonio Almaguer Garza.

Entre otras acciones en su estrategia es la promoción de un amparo, y el abuso de autoridad por parte del Alcaide de la prisión el no acatar esta determinación del juez.

El pasado 9 de abril el ex gobernador también salió por dos horas del penal para ser llevado a exámenes al Hospital Metropolitano, otro nosocomio de carácter público.

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.