dom. Feb 5th, 2023

De acuerdo a registros de EMR en su más reciente reporte Global Fintech Market: 2023-2028, al cierre de 2021 la industria fintech en su conjunto tuvo un valor de mercado anual superior a los 135,000 millones de dólares. Asimismo, hay una proyección de crecimiento a lo largo de los próximos 5 años por encima de 11%, para alcanzar los 266,000 millones de dólares anuales en 2027.

“El crecimiento de las fintech ha sido una constante y en años recientes han irrumpido el paisaje financiero, inyectando dinamismo y competitividad al sector. Pero estos avances requieren que haya un ímpetu constante por modificar productos y servicios para mantenerse a la vanguardia del mercado, sobre todo en la medida que atienden las necesidades específicas de los usuarios finales”, explica Nick Grassi, Co-CEO de Finerio Connect, startup mexicana de finanzas integradas.

En México, según datos del Fintech Radar de Finnovista, en el paso de 2020 a 2021 hubo un aumento de 16% en número de empresas del subsector, ocupando 20.6% del mercado en toda América Latina.

Finerio Connect apunta a que en 2023 habrá cuatro tendencias que marcarán el ritmo y el rumbo de las fintech:

1. Servicios financieros fuera de la industria financiera

Cada vez es más común encontrar servicios financieros que no son operados por la industria financiera. Productos como los de BNPL (Buy Now, Pay Later, por sus siglás en inglés) fácilmente son integrados a las opciones de pago tanto en retail como en servicios netamente digitales (por ejemplo, en videojuegos); igualmente, las Big Tech (Apple, Google, Meta, etcétera) dan pasos acelerados hacia ofrecer productos financieros flexibles y de uso común a sus bases de usuarios.

2. Infraestructura tecnológica

“La convergencia de la industria financiera con distintos sectores y en muchos niveles tiene que ver con el poder que está teniendo la infraestructura tecnológica que se va a articulando con la implementación de modelos novedosos, como es el caso del Open Banking y las interfaces de programación de aplicaciones (APIs) que permiten que cualquier fintech e incluso banco colabore y utilice esos nodos a modo de tecnología habilitadora. Eso se irá viendo todavía más a lo largo de 2023”, agrega Grassi.

3. Contactless avanzado

La tecnología contactless para pagos ha tomado tiempo para permear mercados latinoamericanos. En buena medida esto se debe a que hay una falta de confianza por parte de consumidores y usuarios frente a estas herramientas. Todo parece apuntar a que tanto fintech como banca tradicional harán esfuerzos considerables en la región para agilizar la adopción de un contactless avanzado en comercios; particularmente, a través de candados de ciberseguridad y autenticación de última generación.

4. ¿Regtech para todos?

“El concepto regtechse refiere al uso de tecnologías que permitan atender preocupaciones regulatorias al interior de un ecosistema. En el caso del financiero, hay modelos que tienen ese mismo impulso, como el Open Banking que pretende facilitar la obligación de transparentar información entre usuarios e instituciones financieras de manera óptima. Seguro que veremos en 2023 concordias interesantes en la materia, para que haya un marco regulatorio bien implementado en la industria”, concluye el Co-CEO de Finerio Connect.

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.