mar. Feb 7th, 2023

Gerson Gómez

Alguien debe hacer algo y pronto. Son miles de dólares en gastos a cargo del gobierno del Estado de Nuevo Nuevo León. Cada una de las excentricidades, del ya muy retorcido gobernador, el excelentísimo Don Samuel Alejandro García Sepúlveda. Sus consejeros, más bien, pepe grillo, esa parte de cintura mental, de plano se bajó de la conciencia desde el primer día del mandato. En ninguna auditoria federal, donde se incluyan hasta los regalos de los sombreros en el Vaticano, como su cena con 400 personas, en la visita anterior al viejo continente, dejan bien parado al tesorero o al proveedor. Samuel tal vez ya conoce el precio de los achaques de su pareja en estado de buena esperanza. Los caprichos de sus chabacanos seguidores en las redes sociales. Hasta la relación ambigua de los centros para el cuidado de infantes y el desarrollo integral de la familia. El foro internacional de entreperneurs, la crem de la crem de los más ricos del mundo, es una pasarela infame, con sus medidas de organización contra la sobrepoblación y la pobreza en las sociedades industrializadas. Davos también cuenta con foros minoritarios. Seminarios y cursillos. Para bobos embelesados con la belleza de la ciudad. A esos foros puede entrar Samuel y sus acompañantes. Incluso a las salas vacías. Cuando ya han concluido las reuniones importantes de los capitanes del Foro. Fotos de pasillo. En la cacería de engañadores profesionales. Donde García y compañía, son enanos buscando papel en el circo de los abusadores. sonico2@hotmail.com

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.