jue. Feb 29th, 2024

Pedro García Treviño

Vendedores informales desalojados de la vía pública reprochan esa acción al alcalde de Monterrey Adrián de la Garza Santos (PRI) y le demandan reciprocidad al voto que, esos comerciantes, le otorgaron en las pasadas elecciones: cuando logró la Presidencia Municipal y en su relección, el año pasado.

Así como el alcalde pasó a pedirnos el voto, queremos que sea sensible con nosotros, modestos vendedores entre los que hay madres trabajadoras, adultos mayores que sostienen a parientes enfermos y gente que labora honestamente, señalaron en protesta en la parte baja del palacio municipal.

Los vendedores llenaron la planta baja del palacio regiomontano con pancartas donde le recuerdan al alcalde Adrián de la Garza que él les pidió que votarán por él en sus aspiraciones a la alcaldía, lo cual recibió y ahora paga con el desalojo y el decomiso de mercancías, capital de trabajo indispensable para la sobrevivencia de cientos de personas de ingresos modestos.

En días pasados, el ayuntamiento regiomontano limpió de vendedores las banquetas de avenidas y calles, así como en las afueras de las estaciones del Metro. No obstante, algunos de esos comerciantes ya volvieron a instalarse, lo cual es visible en la estación del Metro en avenida Colón y Félix U. Gómez.

Los protestantes demandaron al alcalde la expedición de permisos nuevos para que pueda continuar con su actividad de abasto popular consistente en frituras, dulces, lonches y tacos.

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *