lun. May 20th, 2024


No importa el contexto laboral, siempre hay un compañero de trabajo incapaz de decir que no a las guardias de fin de semana, a las responsabilidades asignadas en el último minuto de la jornada o acepta más carga de trabajo del que su jornada le permite cumplir. Los límites tienen mala reputación, porque cuando no se ponen a tiempo o no se hacen de forma asertiva pueden detonar en conflictos; sin embargo, aprender a ponerlos es clave para tener relaciones sanas en el trabajo.

“Las dinámicas laborales demandan atención especial hacia la salud laboral. Al establecer límites claros, saludables y de forma asertiva es posible prevenir futuras problemáticas como estrés, ansiedad o burnout ante excesivas cargas de trabajo o entornos poco agradables. Aprender a poner límites constituye un paso indispensable para que las compañías tengan climas laborales saludables que incentiven la comunicación, el trabajo en equipo y la productividad”, afirma Yunue Cárdenas, Coordinadora del HUB de psicología de Affor Health, empresa especializada en gestionar y mejorar la salud psicosocial de las personas en las organizaciones.

Los límites en el trabajo funcionan como barreras que ayudan a que los integrantes de un equipo se comuniquen. Por ejemplo, si un jefe pide un trabajo y da un tiempo muy corto para cumplirlo, el equipo puede poner un límite comunicando que el tiempo es muy corto para el trabajo que se demanda, y una vez enterado de esto el jefe pueden buscar una solución en conjunto

“Idealmente los límites son una forma de autocuidado que sirven para comunicarnos y encontrar soluciones en común, pero esto no siempre es así. Es frecuente que los límites se ponen cuando tenemos trabajadores muy cansados, estresados, irritables o con problemas de sueño. Aquí es importante mencionar que los límites en sí no van a solucionar los riesgos psicosociales, es decir, los factores que pueden detonar trastorno como estrés o ansiedad, pero sí son una gran herramienta para prevenirlos”, añade la Coordinadora del HUB de psicología de Affor Health.

Affor Health da 3 tips para poner límites de forma asertiva:
Ser claro y consistente
Utilizar un lenguaje respetuoso y puntual
Escuchar activamente y ser flexible cuando sea necesario

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *