dom. Jul 21st, 2024

Gerson Gómez Salas

Al amigo se le pide el tirón. Cuando atoramos la carreta de la vida. Con esa misma sencillez pretende embaucar a los neoloneses. Nada mejor al desastre. La onda tropical permite generar gasto social.

Volver a edificar los pares viales. Los vados el limite del rio Santa Catarina. La ciclopista en el parque nacional La huasteca. Es momento de bonanza. Prestamos a la palabra.

El gobernador privilegia el préstamo imaginario. De un gobierno federal agonizante. Con el ejercicio fiscal completamente cerrado. A quienes aun no les toman protesta llevan ventaja, como lo hará el segundo piso de la 4T. Primero el sur con quienes menos tienen. Los remanentes serán hacia la frontera norte.

Presumir al empresariado local como avales de la reconstrucción tozuda demuestra la poca inteligencia financiera.

Desmontar selectivamente también es una afrenta a todas las inteligencias de los egresados de ciencia de la tierra.

Para los urbanistas, las partes bajas próximas al afluente, deben permanecer sin modificación. Incluso prohibir las incursiones de maquinaria pesada. Renacer hasta la zona del Pesquería y de ahí hasta los brazos de los afluentes tamaulipecos.

Ni los primeros vaporosos mil quinientos millones serán suficientes al pasar por alto las situaciones históricas.

Le estaremos regalando a las familias afines al gobernador García Sepúlveda, cheques al portador, para la siguiente elección presidencial. Con el respectivo corte de caja para devolver al emisor el dinero blanqueado.

Samuel espera elevar la plataforma política y afianzar pactos con personajes innombrables, de rancio abolengo y memoria en los caciques del México Profundo.

Por Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *